¡Haga realidad sus vacaciones!

El Monte-Saint-Michel

Guía turismo, vacaciones y fines de semana en La Mancha

El Monte-Saint-Michel - Guía turismo, vacaciones y fines de semana en La Mancha
9.1
94

El Monte Saint-Michel, "Maravilla de Occidente" es un lugar destacado de peregrinación desde la Edad Media. Ha sido declarado patrimonio mundial de la UNESCO, y hoy en día atrae a gente de todo el mundo, hasta el punto de ser el sitio más visitado de Francia. Ya en el año 708 fue consagrado a San Miguel. La visión del Monte Saint-Michel, con la abadía colgada en la cima de un islote rocoso y la ciudad medieval rodeada de murallas, todo ello en medio de una bahía salvaje y magnífica, despierta la fascinación y la admiración. Una vez traspasadas las puertas fortificadas que dan acceso al pueblo, viajeros y peregrinos descubren la Calle Mayor, las casas antiguas de granito, los museos y las tiendas de recuerdos. En esta calle tan animada que se encuentra el restaurante de la Mère Poulard, prestigiosa casa conocida por sus tortillas. Después de subir la pendiente de la Calle Mayor y la escalera del Gran Peldaño que conduce al santuario, es el momento de visitar la abadía.

Amparada por la torre de su iglesia abacial, la abadía benedictina del Monte Saint-Michel ofrece un maravilloso muestrario de arquitectura, que va desde el siglo XI al XVI. La iglesia abacial románica del siglo XI; el corredor de los monjes; la marveille, un conjunto de seis salas distribuidas en tres niveles, como son el refectorio, la sala de los Huéspedes, la capellanía, el claustro, la sala de los Caballeros y la bodega que representan un extraordinario testimonio del arte religioso.

Después de la visita, se impone un paseo por el camino de ronda, situado al pie de la abadía. Desde allí, la vista de las casas de la ciudad medieval y de la bahía es fabulosa.

Información complementaria
El Monte-Saint-Michel